¿Qué hacen dos millennials en el campo? ¡Encuentran la manera de aplicar innovación y tecnología al agro para mejorar sus procesos! Charlamos con los fundadores de Agrosty, Juan Matías De la Vega (CEO) y Maximiliano Annunziata (CTO), quienes desde La Maquinita Rosario y mediante el uso de Big Data, Inteligencia Artificial, Análisis NVDI y Computer Vision trabajan para simplificar la gestión del agro. ¡Conocelos!

¿Qué es Agrosty?

Agrosty es una plataforma de inteligencia colaborativa, una máquina de aprendizaje para el campo que utiliza distintos recursos tecnológicos para el análisis de grandes datos.

¿Cómo funciona?

Utilizamos tecnologías de reconocimiento de imágenes y visión computarizada, mapas de rendimiento de cultivos, toma de datos a campo e imágenes satelitales con un propósito claro: entregar insights de valor a productores, semilleros y agrónomos, que los ayuden a entender y asistan en su toma de decisiones para incrementar la rendimiento de sus negocios. Simplificamos la gestión del agro utilizando técnicas como monitoreo satelital gratuito, que es un módulo a partir del cual puede recibirse un reporte semanal sobre los cultivos sin cargo, y monitoreo terrestre inteligente (o smart scouting),que además de digitalizar las tareas del campo se georeferencia en el punto exacto en donde se toman las notas, muestras o fotografías.  El módulo de smart scouting incluye además mecanismos para que los usuarios compartan de forma instantánea información sobre sus campos. Si por ejemplo un usuario toma una foto a un cultivo dañado, Agrosty Detection le devuelve de qué tipo de enfermedad podría tratarse de forma gratuita siempre que el usuario acceda a compartir la georeferencia de dicha enfermedad. Además, los miembros de la comunidad recibirán incentivos o premios según sus comportamientossociales en la plataforma.

¿Cómo surgió la idea?

Surgió en base al contacto de un importante semillero a partir del año 2011, quien nos contrató para desarrollar software. A partir de ese momento comenzamos a relacionarnos estrechamente con la actividad agrícola, aprendiendo mucho sobre el agro, sus necesidades y nuestros usuarios. Recorrimos casi todo el país, desde Purmamarca hasta Viedma, y llegamos hasta México implementando nuestro software en sus campos. Una vez que nos bajamos del código y nos subimos al campo pudimos ver que la gran cantidad de datos e información con la que se trabajaba no era aprovechada en toda su potencialidad (¡los ingenieros de la empresa usaban como herramienta para sus scouting un cuenta ganados y una libreta de papel!) y vimos un potencial de negocio. Nos dimos cuenta de que si bien había una gran cantidad de dispositivos tecnológicos siendo utilizados en el campo, aún no existía un enfoque holístico de integración y análisis de datos.

¿En qué sentido se definen como ‘millennials en el campo’?

Los millennials somos criticados por nuestros métodos supuestamente irregulares y no convencionales de trabajar y vivir. Lo que no se puede ignorar es la inclinación y la dependencia que tenemos los millennials a la tecnología innovadora en todos los aspectos de la vida: el uso de smartphones, data mining, el big data y la creación de atajos efectivos para hacer que las tareas sean más eficientes son instintos nativos en nuestra generación. Además, para bien o para mal, estamos acostumbrados al cambio constante y tendemos naturalmente a romper con el estancamiento. Los agricultores ya no son necesariamente agricultores generacionales que cultivan porque es lo que hicieron sus abuelos y sus padres, la cantidad de graduados en carreras de agricultura crece a paso acelerado y queremos brindarles soluciones a su medida.

¿Cuáles son los mayores desafíos de emprender con tecnología en agro?

En el 2050 la población mundial se estima en 9,6 millones, la tierra a cultivar per cápita disminuirá un 30% y será necesario aumentar la producción de alimentos un 60%. Nuestro desafío será aumentar la producción, de forma sustentable, con menos recursos. Por eso creamos Agrosty.

¿Planes a futuro?

Estamos preparando muchas cosas nuevas para este año, entre ellas el lanzamiento de nuestra nueva plataforma para todos los soportes digitales con un enfoque freemium.

¿Por qué eligen trabajar en La Maquinita?

En La Maqui de Pichincha encontramos un gran espacio de networking. Hacer negocios o alianzas no se siente acartonado, ya que estando ahí los maquineros primero se conocen, conviven y recién después ven qué sinergia se puede encontrar. No es un tema de “me pongo el traje y pitcheo”. Por otro lado la buena de todos motorizada por el staff (Ariel, Ana y Migue) y las comodidades del lugar hacen que sea el hogar ideal para nosotros. Animamos constantemente a otras startups a que se sumen a la experiencia maquinera.

¡Gracias Agrosty por formar parte de la comunidad de La Maquinita Co!